Meditación Diaria

¿DÓNDE BUSCAS TU PAZ?

DIOS

¿DÓNDE BUSCAS TU PAZ?

En busca de la aguja perdida

Una tarde, en un pueblo pequeño donde todos se conocían, un grupo de jóvenes vio a la anciana María buscando desesperadamente algo en el jardín frente a su choza. Todos se acercaron a la pobre anciana para ver si la podían ayudar

María, ¿Qué le pasa? ¿Qué ha perdido? ¿Le podemos ayudar? -le preguntaron.

La anciana con tono triste contestó – perdí mi aguja de oro…

Al oírla, los jóvenes se pusieron a buscar, pero de repente uno de los jóvenes dijo:

María, el jardín es muy extenso y por contra, la aguja es muy pequeña; además pronto anochecerá, ¿Puedes decirnos más o menos por donde se le cayó y así poder centrarnos en esa zona?

La anciana levantó la mirada, señaló hacia su casa y le contesto: Sí tienes razón. La aguja se me cayó allí, dentro de casa.

Esto enfadó al grupo de jóvenes- María, ¿te has vuelto loca? Si la aguja se te cayó dentro de casa, ¿Por qué andamos buscándola aquí afuera?

Entonces María sonrió y les dijo- Es que aquí afuera hay luz, cosa que dentro de la casa no hay.

El joven que no entendía nada y pensaba que la anciana definitivamente había perdido la cabeza dijo:

Pero aun teniendo luz, si estamos buscando donde no has perdido la aguja, ¿Cómo pretendes encontrarla? ¿No es mejor llevar una lámpara al interior de la casa y buscarla allí, donde la ha perdido?

La anciana volvió a sonreír y contestó: sois tan inteligentes para ciertas cosas…. 

¿por qué no empleáis esa inteligencia?

Y continuó diciendo: Sois tan inteligentes para las cosas pequeñas ¿cuándo vais a emplear esa inteligencia para vosotros mismos, para vuestra vida interior? 

Miles de veces os he visto a todos vosotros buscando desesperadamente afuera. Buscando aquello que se os ha perdido en vuestro interior.

 ¿Por qué buscáis la felicidad alrededor vuestro? 
¿Acaso la habéis perdido allí, o realmente, la habéis perdido en vuestro interior?

Esto es lo que nos suele pasar habitualmente en nuestras vidas, estamos tan inmersos en buscar fuera de nosotros que nos olvidamos que la esencia del bienestar está en tu interior.

Tu felicidad o bienestar auténtico no pueden estar en el exterior, ni depende de las circunstancias, de otras personas o las relaciones que mantenemos. 

Este bienestar auténtico para que sea real, ha de estar por encima de todo esto. Solo se puede mantener y ser equilibrado si permanece dentro de ti.

Y las buenas nuevas es que esta en tu interior:

Juan 7:37-39 
37 En el último y gran día de la fiesta, Jesús se puso en pie y alzó la voz, diciendo: Si alguno tiene sed, venga a mí y beba.
38 El que cree en mí, como dice la Escritura, de su interior correrán ríos de agua viva.
39 Esto dijo del Espíritu que habían de recibir los que creyesen en él; pues aún no había venido el Espíritu Santo, porque Jesús no había sido aún glorificado.

 La presencia de Dios genera plenitud de vida y está en cada uno de nosotros
Vamos a:

Colosenses 1:27
a quienes Dios quiso dar a conocer las riquezas de la gloria de este misterio entre los gentiles; que es Cristo en vosotros, la esperanza de gloria,

Dios te llamo para alumbrar tu entendimiento y tener una vida sobrenatural, la cual solo es generada por el poder de Dios que está en tu interior, Tu espíritu está revestido de Cristo y estas completo en el.

En nuestro interior esta Cristo el Señor que genera plenitud de vida, Jesús le dijo a la mujer samaritana:

Juan 4:13-14
13 Respondió Jesús y le dijo: Cualquiera que bebiere de esta agua, volverá a tener sed;
14 mas el que bebiere del agua que yo le daré, no tendrá sed jamás; sino que el agua que yo le daré será en él una fuente de agua que salte para vida eterna.

 La presencia de Dios que vive en ti genera fuerza para enfrentar las diferentes circunstancias, también da el gozo permanente independiente de la situación externa. Aparece la paz de Dios que sobrepasa todo entendimiento.

Para finalizar Recordemos:

  Proverbios 28:25 
Más el que confía en el Señor prosperará.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *