Meditación Diaria

GRACIA

GRACIA

Gálatas 2:21
No desecho la gracia de Dios; pues si por la ley fuese la justicia, entonces por demás murió Cristo.

 Otra versión

21 No desecho la gracia de Dios. Si la justicia se obtuviera mediante la ley, Cristo habría muerto en vano.

El evangelio, las buenas nuevas está centrado en la muerte y resurrección de Jesús, la palabra dice que debemos renovar la mente por medio de la palabra que está en cada uno de nosotros, la cual nos es revelada.

Cada uno de nosotros somos justos, por lo que él hizo.

Ahora leamos:

Juan 1:17 17 Pues la ley por medio de Moisés fue dada, pero la gracia y la verdad vinieron por medio de Jesucristo.

Ya somos justos, nos dio la salvación (la seguridad de la salvación no se pierde) porque:

Romanos 5:20
20 Pero la ley se introdujo para que el pecado abundase; mas cuando el pecado abundó, sobreabundó la gracia;

El esfuerzo propio, ni los ritos o ceremonias, no  nos justifican ante Dios.

La justicia de Dios es por Gracia, para que toda gloria sea para Él

Pedro finaliza su segunda carta alertando:

2 Pedro 3:17
17 Así que vosotros, oh amados, pues estáis amonestados, guardaos que por el error de los abominables no seáis juntamente con los otros engañados, y caigáis de vuestra firmeza.

Y alienta cada día a:

1 Pedro 3:18
18 Más creced en la gracia, y el conocimiento de nuestro Señor y Salvador, Jesucristo. A él sea gloria ahora y hasta el día de la eternidad. 

Dios nos revela su Gracia para transformar nuestra forma de vida, viviendo bajo la Gracia de Dios el pecado no se enseñoreara de nosotros, es decir, que manifestamos el fruto del Espíritu ,en medio de las situaciones difíciles.

Aparece la paciencia, la fe, la esperanza, el gozo para levantarnos cada día con la fuerza de Dios para avanzar, porque vivimos bajo la Gracia.

Dios no ha cambiado el milagro sucederá !!! 

Solo milagros cada día.

Familia de la fe ,Invita a familia y amigos a congregarse cada domingo
Hora 10:00 am
Sede Cra 9 # 3-73 Neiva

Para finalizar recuerda:

Proverbios 28:25
Más el que confía en el Señor prosperará.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *