Meditación Diaria

PROSPERIDAD DEL ALMA (PARTE I)

DIOS

Lo primero que nos llega a la mente con la palabra prosperidad es buena economía, casas, viajes, carros. pero vamos a compartir sobre la prosperidad del alma, ya que es igual de importante.

En 3 Juan 1:2 dice
Amado, yo deseo que tú seas prosperado en todas las cosas, y que tengas salud, así como prospera tu alma.

En el alma encontramos la razón, el intelecto, la voluntad, las emociones y los deseos.

Así como enfocamos nuestro tiempo y esfuerzo en lograr la prosperidad económica, debemos dedicar tiempo para prosperar en el alma.

Vamos a la palabra a:

 Marcos 8:36
 de que aprovechará al hombre si ganare todo el mundo y perdiera su alma.

Que aprovechará al hombre si ganará el mundo, por ejemplo, de qué sirve una muy buena economía, si termina amando el dinero y el entendimiento es nublado con la codicia y la avaricia, que es idolatría.

De qué sirve tener mucho éxito profesional, si la persona se vuelve arrogante y prepotente, o cuando aparece las presiones necesita acudir al licor.

O de qué le sirve una persona tener una buena casa o el carro último modelo, pero en su casa lo que reinan son los gritos y las ofensas con su esposa (o), sus hijos.

De qué le sirve a una persona tener una muy buena economía si aparece la angustia, al punto de que la persona no puede conciliar el sueño.

No estamos diciendo que prosperar económicamente sea malo, ni que tener logros profesionales sea malo, pero de qué le sirve todo eso si pierde su alma.

Cuando se refiere a perder el alma se refiere a que el entendimiento es nublado por el engaño de la carne, vamos a:

Gálatas 5:19-21
19 Y manifiestas son las obras de la carne, que son: adulterio, fornicación, inmundicia, lascivia,
20 idolatría, hechicerías, enemistades, pleitos, celos, iras, contiendas, disensiones, herejías,
21 
envidias, homicidios, borracheras, orgías, y cosas semejantes a estas;

Trasformar el carácter o salir de un vicio es difícil en nuestras fuerzas, pero recordemos:

1. Hebreos 13:6 Dios es mi ayudador
2. Lucas 1: 37 por que nada hay imposible para Dios
3. Isaías 40:29 el das fuerzo al cansado y multiplica las fuerzas al que no tiene ningunas .

Para finalizar Recordemos:

Proverbios 28:25
Más el que confía en el Señor prosperará.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *