Meditación Diaria

VICTORIA SOBRE EL TEMOR

DIOS

El temor es una sensación muy desagradable y una emoción primaria que surge de forma natural, espontánea, antes la percepción mínima de un peligro o daño.

Antes de ir a la palabra vamos a compartir la siguiente historia:

Los indios americanos tenían una práctica única de entrenar a sus guerreros jóvenes.

En la noche del cumpleaños número 13 de un varón, después de aprender a cazar, rastrear y pescar, lo pasaban por una prueba final. Con la aprobación de sus padres, lo llevaban a un bosque para que pasara toda la noche solo. Hasta entonces, nunca había estado separado de la seguridad de hogar. Pero en esa noche, era vendado y llevado Cuando se quitaba la venda, se encontraba en medio del bosque aterrorizado.

Cada vez que escuchaba un ruido, se imaginaba un animal listo para devorarlo. Después de lo que parecía una eternidad, el sol salía. Mirando a su alrededor, veía flores, árboles, un camino… Y para su sorpresa, una figura de un hombre solo a unos metros de él, armado con flecha y arco. Era su papá.

Había estado ahí toda la noche. Y si el joven lo hubiera sabido, no hubiera experimentado temor.

Así nos pasa a nosotros, a veces se los olvida que la presencia del Todopoderoso, Jesucristo está en cada uno de nosotros.

Oramos para que Dios alumbre nuestro entendimiento para estar plenamente convencidos de la presencia de Cristo el Señor, vamos a:

Efesios 3:17
Para que habite Cristo por la fe en vuestros corazones,

 Por causa de la presencia de Dios podemos vencer al temor, la palabra dice en romanos 8:15 que ya no debemos estar en temor y en el libro de Isaías encontramos:

Isaías 41:10
No temas, porque yo estoy contigo; no desmayes, porque yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia. 

Dios está en cada uno de nosotros, no debemos temer; porque, así como en la historia; que el papá estuvo alerta protegiendo a su hijo; igual Dios nos protege, guarda y provee en medio de las diferentes situaciones que se nos presentan. 

Pero debemos trabajar todos los días en nuestra relación personal con Jesucristo el Señor, ya que Él no permite que vivamos en temor e igual siempre recuerda lo que dice. 

1 Juan 4: 18
En el amor no hay temor, sino que el perfecto amor echa fuera el temor. 

Dios es amor, vivimos en su poder y gloria.

Para finalizar, recordemos

Proverbios 28:25
Mas el que confía en el Señor prosperará.

  

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *