Meditación Diaria

EDIFICAR

DIOS

Para construir un edificio se necesita semanas o
 meses, pero para destruir dicho edificio,
sin importar el tiempo que tomo construirlo, necesitamos tan solo unos segundos,
máximo algunos minutos.

Por lo que podemos concluir que edificar es difícil,
pero destruir es fácil; esto se aplica en cualquier
área de nuestra vida.

Ahora vamos a nuestra vida espiritual, en
1 Corintios 3:9 dice
Porque nosotros somos colaboradores de Dios, y vosotros sois labranza de Dios, edificio de Dios.

Todos somos colaboradores de Dios
en la edificación espiritual.

Romanos 14:19
Así que procuremos lo que contribuye a la paz y a la edificación mutua.

Y por esta razón debemos estar atentos en nuestra manera de expresarnos, vamos a:

Efesios 4:29
Ninguna palabra corrompida salga de vuestra boca,
 sino la que sea buena para la necesaria edificación,
a fin de dar gracia a los oyentes.

La edificación de nuestra vida espiritual lleva tiempo, necesitamos paciencia y amor hasta llagar a la estatura de Cristo, es Dios haciendo en cada uno de nosotros.

Para finalizar recordemos lo que dice en:

Mateo 6:33
33 Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *