Predicas

LA PALABRA DE DIOS DISCIERNE LAS INTENSIONES DEL CORAZÓN

amor

Hebreos 4:12
12 Porque la palabra de Dios es viva y eficaz,
y más cortante que toda espada de dos filos;
y penetra hasta partir el alma y el espíritu,
las coyunturas y los tuétanos, y discierne los pensamientos y las intenciones del corazón.

 Hebreos 4:12
12 Porque la palabra de Dios discierne
las intenciones del corazón.

Juan 12:1-8
seis días antes de la pascua, vino Jesús a Betania, donde estaba Lázaro, el que había estado muerto,
y a quien había resucitado de los muertos.
Y le hicieron allí una cena; Marta servía, y Lázaro era uno de los que estaban sentados a la mesa con él.
Entonces María tomó una libra de perfume de nardo puro, de mucho precio, y ungió los pies de Jesús,
y los enjugó con sus cabellos;
 y la casa se llenó del olor del perfume.
Y dijo uno de sus discípulos, Judas Iscariote hijo de Simón, el que le había de entregar:
¿Por qué no fue este perfume vendido por
 trescientos denarios, y dado a los pobres?
Pero dijo esto, no porque se cuidara de los pobres, sino porque era ladrón, y teniendo la bolsa,
sustraía de lo que se echaba en ella.
Entonces Jesús dijo: Déjala;
para el día de mi sepultura ha guardado esto.
Porque a los pobres siempre los tendréis con vosotros, mas a mí no siempre me tendréis.

Génesis 14:21-23
21 Entonces el rey de Sodoma dijo a Abram:
Dame las personas, y toma para ti los bienes.
22 Y respondió Abram al rey de Sodoma:
He alzado mi mano a Jehová Dios Altísimo,
 creador de los cielos y de la tierra,
23 que desde un hilo hasta una correa de calzado,
nada tomaré de todo lo que es tuyo,
 para que no digas: Yo enriquecí a Abram

2 Corintios 9:7
Cada uno dé como propuso en su corazón:
 no con tristeza, ni por necesidad,
porque Dios ama al dador alegre.

Mateo 15:7-8
Hipócritas, bien profetizó de vosotros Isaías,
cuando dijo:
Este pueblo de labios me honra;
Mas su corazón está lejos de mí.
Pues en vano me honran,
Enseñando como doctrinas,
 mandamientos de hombres. 

2 Corintios 5:17
De modo que, si alguno está en Cristo,
nueva criatura es; las cosas viejas pasaron;
he aquí todas son hechas nuevas.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *